miércoles, 10 de mayo de 2017

EL INTERIORISMO SEMANASANTERO

Y es que es así, o por lo menos yo lo veo así. Tenemos dentro de nosotros un no se qué que qué se yo que nos hace sacar nuestro espíritu más cofrade.


Habiendo ya pasado unos días desde que terminara esta feria tan larga; que en el fondo aunque protestemos por su duración, siempre queremos más... me pongo yo a pensar, que ya se que procuro hacerlo poco, pero algunas veces me da ese ramalazo de pensar; y me doy cuenta que la Semana Santa va con nosotros dentro, muy dentro, tan dentro que no nos damos cuenta de que sale, pero sale.


Y es que no se puede evitar, y menos cuando te has tomado alguna "copilla"; porque te ves usando lo urinarios de cualquier caseta y sin saber cómo ni porqué, te encuentras dando tres golpes en la pared y diciendo con voz sentía "esta levantá va... (incluir nombre o nombres de por quien vaya)" y no poder evitar dar un saltito con la última llamada, mientras tu colega que está al lado te acompaña solemnemente. Está en el adn, como silbar mientras esperamos que nos sirvan esa jarra de rebujito que nunca llega imitando las cornetas de Triana. O esos izquierdos al cruzar la calle emulando a Pilatos en Presentación de San Benito...


¿Qué le vamos a hacer? El sevillano es así, un cofrade hasta la más ínfima molécula de su organismo... Y eso es lo que hay.

Buenas noches.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...