martes, 16 de octubre de 2018

QUÉ CHUNGO TÓ

Ojú miarma, que chungo está tó. Está la cosa que no se puede abrir la boca sin que se indigne alguien. Vamos, como siempre, lo que pasa es que ahora con el rollo este de las redes sociales pues todo quisqui se entera de todo en un momento y se hace como se dice ahora, "viral"; que tiene nombre de una inyección de las que te pone el practicante del ambulatorio de tu barrio.

Y es que no puede ser, la chavalería está siempre enfadada; ya sea por el 12 de octubre, porque se sube el sueldo mínimo a 900 euros, porque la gente ya sale a la calle abrigada hasta las orejas... lo que sea, la cosa es quejarse, como diría el Jefe Wiggum.

Y hablando de frío. Ahora va el tiempo, y se pone gris, tristón, de esos días en los que coger una rebequita es la mejor opción, de los que Álex Ubago se marca un par de discos y la mitad del tercero. Que ahora resulta que ha habido un huracán que ha atravesado el Atlántico que iba a parar en Las Canarias, pero por lo visto no le gustaba las papas con mojo picón y ha tirado para arriba, pero cuando iba llegando a Andalucía estábamos todos dormidos en nuestra hora(s) de la(s) siesta(s) y ha preferido no despertarnos y seguir un poco más hacia arriba y dejarse notar por Portugal. No ha habido que lamentar nada, un par de puestos de toallas por los aires y poca cosa más.

Y aunque el huracán "Leslie" no se ha parado por la zona, llover sí que ha llovido; y un buen chaparrón por cierto. Y si no que se lo pregunten a los que estaban comprando en el Primark ese, que tener ese techo y , es lo mismo, menuda mojá ha caído en la zona de los pijamas, o los chaquetones, tampoco me he fijado mucho; el caso es que han tenido que evacuar a los compradores que había allí en un par de barcas cedidas amablemente por los remeros del CAR.

Hablando del Primark, estoy muy disgustado con esta sociedad sevillana, mecagoenlmá; (ahora activo yo el modo indignado en 3, 2, 1...) Mira que esperar horas de colas para entrar en una tienda de ¿ropa? de eso va el Primark ¿no? no sé... Y no hacerlas en El Rinconcillo o en Blanco Cerrillo... tiene delito, es que no hay por donde cogeros, la verdad. A ver, no me malinterpretéis, más pavías y adobo para mí, pero no logro a entenderos. Ustedes sabréis.

Ya para ir acabando esta retahíla de cosas que me parecen "chungas"; España ha jugado hoy contra Inglaterra en el Benito Villamarín y la verdad es que a pesar de haber perdido al final sólo por un gol, hemos hecho un poco el ridículo, las cosas como son. Está visto y comprobado que los ingleses están en un punto en el que sólo puede acabar con ellos el "balconing".

Lo dicho, hasta aquí llegó lo de escribir por hoy. La verdad es que en los días así de otoño me apetece bastante escribir. A ver si lo que me pasa es que se está apoderando de mí el espíritu de Álex Ubago, ya lo que me faltaba... Ojú miarma, que chungo está tó.

domingo, 14 de octubre de 2018

IBA VESTIDA LA AURORA...

Son las cinco de la mañana y llueve. Tengo que reconocer que el cambio de tiempo me ayuda a escribir, a pararme delante del ordenador y como yo digo, "juntar unas letras"; algunas veces con más coherencia que otras.

Acabo de empezar a escribir y aún no sé sobre qué lo voy a hacer. Sólo sé que vuelvo un poco a los orígenes, a escribir cuando todos duermen, cuando el tiempo se vuelve frío y a cuando de los altavoces suena Triana. Inconfundibles melodías que te embriagan cuando la noche es más oscura y se ilumina a través de las canciones de este imperecedero grupo.

Se le podría llamar "música" a eso que hicieron, pero no me parece justo meter en el mismo saco esta delicia que al resto. Sí, puede que sea partidista en este sentido, no diré que no, pero como soy yo quien escribe, es lo que hay.

Sinceramente, no me gusta hacia donde avanza todo. Y en "todo" es todo. No tengo ganas de enumerar lo que es ese "todo"; es demasiado tarde y son demasiadas cosas como para ponerme a enumerarlas ahora. Realmente me da igual; todo avanza, todo cambia pero Triana perdura y saber que pase lo que pase, que vayamos hacia donde vayamos, Triana siempre estará ahí; ese pequeño refugio personal quedará intocable. Y seguro.

Bueno, creo que viendo la hora que es y que después de cuatro párrafos aún no se sobre qué voy a hablar, me voy a ir a dormir.

Madrugada, lloviendo y sonando Triana, como en los viejos tiempos.

Triana, siempre Triana. Buenas noches.




jueves, 5 de julio de 2018

CUANDO EL REY DON SAN FERNANDO, CONQUISTÓ SEVILLA, ÉL SE PREGUNTÓ...

"¿Dónde está mi día carajo?"

Así es, nuestro patrón, se queda sin día ¿Por qué? Porque unos politicuchos del tres al cuarto han decidido que es mejor tener un día de fiesta en la feria. Fite tú que tontería, cuando a la feria se ha ido de toda la vida siendo festivo o no, laborable partido o laborable seguido, jornada intensiva o ligth o zero zero, vamos que se va sin que tengan que poner un día de fiesta.

Lo peor de todo es que no nos coge de sorpresa; estos dos últimos años, con el rollo de poner más días en la feria, se les ocurrió la idea de que hubiera uno festivo en mitad de semana, y ¿de dónde sale ese día? Efectivamente, del 30 de mayo, día del Patrón.

Al menos estos dos años el día estaba marcado en rojo como festividad pero se decidió desplazarlo para eso, un día festivo en la feria... Qué gente.
Bueno pues este año, o mejor dicho para el 2019 ni eso, lo han eliminado del calendario de festividades. Vamos, como si fuera una tapa de la carta que ya no gusta y se cambia por otra, o como en las estampas de los álbumes de fútbol: "COLOCA el miércoles de feria en el mismo recuadro que SAN FERNANDO por haber causado baja".

Con todo lo que debe la ciudad a ese hombre y que se le maltrate de esta forma; ni si quiera se le guarda un sólo día para recordarle. Que si no fuera por él, íbamos a estar todos con chilabas, escribiendo al revés y comiendo kebabs... bueno esto último ya nos lo han colado, y, sin ¡SEMANA SANTA! Hombre por favor, que no puede ser, que a este hombre hay que respetarle su día. 

Que cada uno sea de la religión que quiera, pero una religión que no permite comer cerdo ni beber alcohol está regular, las cosas como son, y la feria sin alcohol y sin jamón como que es un poco menos feria, un poco por no decir que no habría feria... aunque por otra parte, si ellos no pueden tomar esas delicatesen, pues más para mí.

Y ya para acabar me reitero, QUE NO PUEDE SER que el hombre que está en el escudo de la ciudad, no tenga un día para él, para sus cojones, para que se le recuerde, para que se le admire, para que se le idolatre como lo que es, la figura más importante de Sevilla por los siglos de los siglos

¡Viva San Fernando!¡Y viva el Betis también, coño!

martes, 15 de mayo de 2018

FERIA DE ABR... MAYO

Que en Sevilla nos gusta una polémica más que a un político un sobresueldo en "B", lo saben hasta en aquella zona geográfica donde está el Guadalpark. Aunque realmente lo que nosgusta es beber cerveza, y nos justificamos en cualquier tema para decir -Anda, pide otras dos que vaya como me estás calentando la cabeza con (insertar aquí el tema que sea)-

En este caso, el tema es la Feria, y ya no sólo por adelantar el pescaíto, sino porque para el año 2019 al parecer, va a celebrarse íntegramente en mayo, y por lo tanto ya no puede denominarse "Feria de abril".

Como ya he dicho, la controversia está servida. Por un lado, los que opinan que deberíamos volver al formato tradicional del lunes de pescaíto, por otro los que se decantan por esos dos fines de semana ya que dejan más ingresos en la ciudad, los que no quieren que la feria empiece en mayo puesto que la feria de toda la vida es en abril, vamos, que la polémica está servida.
Sinceramente, en mi humilde opinión, pienso que el calendario es caprichoso y el año que viene toca así. En 2011 o 2014 ya pasó lo mismo y no ocurrió absolutamente nada; sigue llamándose Feria de Abril. Querer acortar el plazo de dos semanas entre el Domingo de Resurección y el alumbrado podría ser contraproducente, así que mejor dejarlo tal que así.

Por otra parte, se ve que lo de cambiar el lunes de pescaíto al sábado ha gustado en general, y se va a quedar así de momento. Nos quejamos de gusto, que hay pocos días para ir, nos quejamos, que hay muchos, nos quejamos también; así que mejor lo dejamos así y el que quiera esos dos días que vaya y el que no, pues se quede en casa. Algunas veces es que nos gusta complicarnos a nosotros solos... ¡Echa días de feria ahí coño, hasta que la cartera aguante! 

Ya para terminar, el último punto es que el miércoles de feria seguirá siendo fiesta; y probablemente esto sea lo que menos me gusta de todo lo que está envolviendo a la feria estos años. Probablemente no, seguro.

Y os preguntaréis por qué (si es que hay alguien que haya sido capaz de entrar al enlace y llegar hasta aquí).  Muy sencillo, porque se sacrifica el día del patrón de Sevilla, el Rey San Fernando. No quiero un día de fiesta en la feria si es a costa de nuestro patrón, un respeto hombre, un hombre.

Lo dicho, que por debatir, discutir y beber cervezas en los bares, tenemos tema de sobra. Será por buscar excusas...

Así que nada, así están las cosas, en este caso, la cosa, la de la feria, y así lo veo yo. ¡Venga austede!


jueves, 8 de marzo de 2018

TAN PREDECIBLE COMO SIEMPRE...

Sí. Ya lo sé. Ya se que soy tan predecible como siempre, que cuando llega Cuaresma siempre te escribo lo mismo, los mismos rincones, las mismas miradas... Sí, lo mismo.

¿Pero qué le hago? Si me tienes tan loquito como el primer día que descubrí lo que era perderme contigo y no quiero dejar de seguir haciéndolo.

No me considero de esa clase de personas que se dan cuenta de lo que han tenido cuando lo pierden; yo sé lo que tengo y ni necesito ni quiero perderlo.

Pero no se que tienes que tú, bonita, estás todo el año, pero rondándote la primavera, lo estás mucho más. Me embriagas con ese aroma tan tuyo, ese que hace que me transporte a otra época, a otros recuerdos, otros momentos, pero siempre contigo.

Te necesito más de lo que puedes imaginar; esos naranjos en flor, ese incienso por las esquinas, ese cielo sin una nube al que suelo llamar "azul San Esteban", No sabría como explicártelo pero es una sensación que me eriza todos y cada uno de los vellos de la piel.

Como ves, no dejo de ser tan predecible como siempre, no dejo de escribirte lo enamorado que estoy de ti y lo celoso que me siento al saber que hay otros, y no es de extrañar, que te piropean y te escriben mucho mejor que yo, que no dejo de ser uno más entre muchos, pero que te quiere como el primero.

Te dejo ya. No quiero ser redundante en mis palabras, las mismas que me conoces desde siempre, las mismas que jamás dejaré de repetirte, porque como te he dicho al principio, no dejo de ser tan predecible como siempre.

Buenas noches Sevilla. Siempre tuyo



"Había olvidado lo que era mirarte, lo que era quererte, lo que era... sentirte"

martes, 23 de enero de 2018

ANDALÚ

Tenía ganas de escribir sobre la tierra, Andalucía, sobre el andaluz, sobre la manera de ver las cosas que tenemos. Y la manera que tienen de vernos a nosotros...

Cualquiera que me conozca mínimamente sabe, que las Comunidades Autónomas me parecen un gran atraso que impiden que podamos avanzar como ciudadanos en todos los sentidos; hacen que las diferencias sociales y políticas vayan aumentándose poquito a poquito. En particular, Andalucía; que  siempre ha sido históricamente una región abandonada y denostada por España; esa España que reniega del hijo que no es como su padre, irónicamente no consigue "algo" de identidad propia hasta la aprobación del Estatuto de Autonomía de 1981. Desde entonces el "socialismo" ha gobernado Andalucía con politicuchos de tres al cuarto convirtiéndola en su cortijo, haciendo y deshaciendo como les venía en gana, dejando nuestra tierra hecha un solar.

Cuando más allá de Despeñaperros nos llaman "catetos", y elecciones tras elecciones vuelve a salir el PSOE, no me queda más remedio que agachar la cabeza y darles la razón. Cuarenta años mangando y y los seguimos votando. Somos unos porejitos sin remedio.

Diferente de la política y de volver a tropezar una y otra vez con la misma piedra, está nuestra idiosincrasia. Aquella que nos hace ser un puntito (o dos) diferentes al resto de España, aquella que hace que los extranjeros (mejor llamados, guiris) vengan, prueben el vino y ya no se quieran ir. Esa que sólo nos quita la sonrisa de la cara cuando nuestro equipo pierde o la cerveza está caliente (o es Mahou). Toda nuestra manera de ser nos lo da el clima. Tantas horas de sol y de buen tiempo hacen que estemos más tiempo en al calle que en casa, que seamos gente social, que nos encante estar "parriba y pabajo", de ahí que nuestra forma de hablar sea como nuestra forma de vivir, rápida y aprovechando al máximo todo lo posible.

Tenemos una riqueza lingüística que hace que podamos decir muchísimo con muy poco. Que nos bailan las "jotas", las "ces" y las "erres" como en "Sergio" que no la solemos pronunciar, pero ¿qué hacemos? si nos tocan las palmitas y nos ponemos a bailar. ¿Que nos comemos las "eses"? También es verdad, pero cuando el puchero no trae pringá, de algo tendremos que tirar.

Cuando de extramuros, es decir, de Sierra Morena para allá, nos llaman analfabetos cuando de nuestra tierra han salido grandes literatos como Lorca, Machado, Aleixandre ... dan ganas de tortearle la cara al que sea con un ejemplar de la antología de La Generación del 27. Y más aún cuando lo dice algún "ilustradillo" que confunde las "des" con las "zetas" o hace del laísmo su forma de vida.

Que nos vengan a dar lecciones cuando, hace tres mil años ya se hablaba en el sur mientras en el resto de España seguían los conejos saltando de árbol en árbol.

Que somos flojos, vagos, que solo valemos para la fiesta y para gastarnos el dinero que el resto de comunidades consigue con su esfuerzo... Sandeces. Sandeces de personas que no saben disfrutar de la vida más allá del trabajo. Porque aquí, si estás diez horas metido en un bar trabajando sin parar y cuando sales hay feria, se va, y al día siguiente lo mismo, porque todo no es trabajar. (Así estuve yo la última feria) ¿Qué pasa? Que sólo se ve la fiesta y más fiesta, pero los que se lo pueden permitir sin trabajar son los menos; el resto de los mortales nos lo tenemos que currar, y mucho. Y tiene un pase cuando lo dice un tío de la calle; es su opinión y se la respeto aunque no se comparta, pero cuando es un politicucho (sí, para mí son todos politicuchos) de Barcelona, de Madrid, de Valencia o del coñ... donde sea, es que te hierve la sangre como cuando ves que tu colega le quita el pimiento al serranito. No se puede tolerar.

Nunca dejan de llegar aires de críticas al sur, en esta ocasión le ha tocado a la serie "La Peste". Que no se entiende el acento dicen, que no se entiende, pero como se comentaba por Tuiter, el acento sevillano no pero el colombiano o venezolano de "Narcos", sí. ¡Tócate los cojones!

Que pena que no tengamos en Andalucía un figura que nos represente y nos defienda ante estos continuos ataques provenientes de extramuros, mientras otros se gastan el dinero público (nuestro dinero) en traductores e intérpretes para el catalán, el euskera o lo que he visto últimamente el bable.

Menos mal que siempre nos quedarán nuestros artistas, que no son pocos. En estos tiempos convulsos, son ellos los que no callan ante las críticas y el maltrato que sufre el andaluz. Manu Sánchez por Tuiter es un claro ejemplo de ello.


Otro ejemplo son los carnavales de Cádiz, como no. Para lo bueno y para lo malo ahí están, y los autores se mojan, anoche mismo Juan Carlos Aragón se estrenaba en el concurso con una letra a Andalucía  y el poco caso que nos hacen desde el norte. También Antonio Martínez Ares, que no solo le dedica a su tierra una letra, sino toda la comparsa. Su nombre "El Perro Andalú", en la que reivindica que somos más que los bufones que nos quieren hacer ver en el resto de España, y que no estamos en el mundo solo para complacer a nuestros amos de arriba.

Esto es inútil si no nosotros mismos no somos los que decidimos que debemos dar el paso y acabar con esta careta que nos tienen puesta...

Otro día, con más calma, hablaré de la música andaluza, que dentro de la música, es música y a parte, pero eso ya, es otra historia. Disfrutad con la última cuartea de "El Perro Andalú"









"Cuidao, cuidao conmigo, que vengo que muerdo, que vengo que muerdo". Antonio Martínez Ares.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...